Sex Academy Blog

Sex Academy Blog

El poder del orgasmo sin eyaculación


Ah, ¿qué no lo sabías?

Imaginemos la situación:

  • ¡Dios! Si, si, siiiiii.

¿Pero? ¿Qué coño? No he eyaculado.

  • Tienes razón, que raro.
  • ¿Cómo es posible? Si he tenido un orgasmo espectacular.

¿Se puede tener un orgasmo sin eyacular?

Obviamente sí.

Tener un orgasmo y no eyacular es lo más normal del mundo.

Simplemente, el hombre en lugar de eyacular hacia el exterior, lo hace hacia el interior.

En el momento de la eyaculación, el semen toma otro camino diferente y se ha dirigido hacia la vejiga. Pero no hay por qué preocuparse, ya que no tiene efectos secundarios, ni presenta peligro para la salud.

Existen dos conductos, que aún siendo diferentes, están conectados entre sí para acabar finalmente en la uretra, la salida habitual del semen.

Estos conductos están separados a la vez por el músculo del cuello vesical que permanece cerrado para permitir una eyaculación normal. Ocurre que a veces este músculo no tiene la capacidad de permanecer cerrado y al abrirse, deja que el semen se escape y tome el camino hacia la vejiga en lugar de la uretra. El cual se elimina luego a través de la orina que sale más turbia de lo normal.

Es la eyaculación retrógrada

No es un nombre muy atractivo, aunque también se le conoce como orgasmo seco. ¿A qué suena mejor?

¿Cuántas veces llegado el orgasmo, ocurre que prácticamente no ha habido salida de semen?

Lo que ha sucedido, es que se ha producido el orgasmo seco y, a veces, sin que se sea consciente de ello.

Existen otros factores que producen la disminución de semen en el hombre, como los producidos por el envejecimiento o a consecuencia de algún tipo de enfermedad como la Hipospermia, que es el bajo volumen de semen expulsado o la Aspermia, la pérdida total.

Pero el orgasmo seco es un proceso natural que no está asociado con ninguna enfermedad o dolencia.

La pregunta del millón, ¿Se puede llegar al clímax sin eyacular?

¡Por supuesto!

Se puede alcanzar el clímax, independientemente de la cantidad de semen expulsada, e incluso disfrutar del sexo teniendo varios orgasmos sin necesidad de eyacular.

La eyaculación retrógrada puede ser voluntaria y controlarse gracias a la práctica del Tantra.

El sexo y el Tantra

Suena bonito incluso como título para una película.

El Tantra es una filosofía oriental basada en el budismo y el hinduismo. El objetivo es conectar la sexualidad con la espiritualidad.

Esta simbiosis consigue llevar la sexualidad a un nivel más elevado, más amoroso, más energético y permite conocerse a uno mismo y a la pareja.

Una persona, sexualmente despierta y conectada espiritualmente, es muy poderosa.

A diferencia de Oriente, la cultura occidental basa la sexualidad y el éxtasis en el orgasmo y la eyaculación como acto final del sexo, pero en Oriente la eyaculación precoz se considera una falta de energía y vitalidad.

En la adolescencia el hombre comienza a masturbarse incluso varias veces al día, como si no hubiese un mañana. Una práctica que luego repite en sus encuentros sexuales con mujeres.

Este acto repetido convierte el momento íntimo con la pareja en una simple descarga por placer. Es un aquí te pillo, aquí te mato.

Incluso, en ocasiones, produce insatisfacción en ellas, porque cuando el hombre eyacula, su pene queda flácido y tarda en volver la erección.

El orgasmo tántrico

A través del Tantra el varón puede controlar y frenar el momento de la eyaculación, llamado también «punto de emisión», y disfrutar de un orgasmo más placentero, duradero y espiritual.

Esta técnica permite tener una visión más enriquecedora de la sexualidad masculina para convertirse en mejores amantes.

¿Acaso no deseamos disfrutar de nuestra pareja durante más tiempo?

Las prisas, las obligaciones y el estrés nos alejan del placer sexual.

Follar y follar no es la finalidad en el sexo tántrico. La penetración es solo un paso más.

La respiración serena y coordinada con la pareja, las caricias, los masajes y los movimientos pausados son elementos fundamentales en la filosofía tántrica. Es una experiencia basada en la relajación y la prolongación del acto sexual, a través de una comunicación más íntima.

Sumergirse en esta filosofía requiere de un entrenamiento que permita eliminar todas aquellas creencias que separan del disfrute y el goce con la pareja o en solitario.

En SexAcademy impartimos talleres de Tantra y Sexualidad donde, a través de diferentes técnicas, aprendemos a ser conscientes de nuestro cuerpo desde un plano físico, mental y espiritual.

Con el Tantra liberas tu mente y preparas tu cuerpo para el placer.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
CLOSE
CLOSE
Abrir chat